jueves, 16 de julio de 2009

NO SOY

NO SOY
Ando flotando intentando recordar mi vida presente o pasada, ésas que vienen a ratos como flash de película cortada, ¿serán imágenes de vidas futuras los relámpago de lucidez que creo ver?. En medio de la tormenta vuelan no solamente las ideas, los mismos párpados que han perdido su toque humano carecen de naturaleza; veo sin ver e inevitablemente respirar se hace posible en un dejo de paz.

Ramas secas, flores marchitas, mirada cautiva, huellas de fuego al andar, el tiempo ha detenido su trajinar, me dice en silencio, el mundo ha dejado de ser para mi, el mundo es otro y en él no voy a encontrar a nadie, siquiera a mi mismo, ya no estás, sentencia.

Enciendo una luz en el espacio, acaricio el aire rojizo que rodea, parece que el tiempo tiene razón y el vacío anda solo, unos rayos de luz han llegado a vencer la lucha permanente entre resplandor y oscuridad, siento que en los ojos un halo de esperanza ha de quedar y quizás en ella mi memoria habrá de renacer, lento, despacio avanzo unos pasos pero al ver que floto me vuelvo a preguntar si es hastío o un sueño nada más.

Escucho una voz que dice: has de morir y al frente otra replica: has de vivir. Revive el instinto, la locura, nace la duda y por un instante entra el temor de vidas que siento he de romper. Extraño la neurosis apagada tras el colchón, presiento que muy pronto voy a dejar este mundo que no es mío y de nadie más.

Levanto la mirada y logro distinguir un laberinto de aire que busca escapar la amorfa figura de mi ser, grita y despide hálitos de ternura, difícilmente comparable, por más que sienta: no ha de volver. Cansado de pensar abro los ojos y veo alrededor un mundo en blanco y negro que no he visto jamás, por fin distingo y comprendo que en este mundo no soy, simplemente… no soy.

14 comentarios:

Camélida Matadora dijo...

"veo sin ver"... entre todo el menjunje es lo que más me gustó y con lo que me siento reflejada.

Náyade yo. Sí.

PD: yo tampoco soy.

Mariposa Mutante dijo...

nadie es dueno de nada, y nadie es, lo peor es que son presisamente esas dos cosas las k pasamos buscando toda la vida, con esperanza y esta solo prolonga los males...

un saludo me pasare por aki seguido

Cecy dijo...

En ese no soy, igual veo un renacer, distinto, con algo de paz, despues de todo lo que se ha destruido, para ver sin ver que florecerá.
Bue, eso es lo que me generó.

Besos, Nene.

Janeth dijo...

No se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos.

La frase "no soy" es lo que mas me llamo la atencion de tu escrito, niegate a ti mismo dijo el cristo, entonces los que comprendimos el mensaje nos negamos a nosotros mismos dejandonos morir para conocer la muerte y renacer con la gloria de la conciencia despierta.

Wiskani dijo...

Me gusto sobre todo el inicio, creo que me ha estado pasando varias cosas que dices en tu texto, bien denso...

Saludos...

Asesino_De_Leyendas dijo...

Camelidita bonita, si mucho mejunje, pero que le vamos a hacer si así salen las letras, trataremos de hacerlo más sencillito.
Un beso en la nuca

Mariposita mutante (ándale) Gracias por la visita, tu blog es interesantísimo. Un beso en la distancia

Asesino_De_Leyendas dijo...

Cecy: serán que mis letras se están suavizando?, estoy preocupado, mucho muy preocupado.
Un beso

Janeth: uauuuu todo eso dije? mirá vos, yo escribiendo por escribir nomás y cosas tan profundas me salieron jeje... "sin querer queriendo", mentirita, un beso amiguita

Asesino_De_Leyendas dijo...

Wiskani, así es compadre, últimamente medio denso lo q escribo, voy a tratar de volver nomás a lo sencillito, pero coo decía antes, la pucha q así me salen las palabras, ya me dijeron, pero así salen las palabras que puedo hacer. Un abrazo

Apolo dijo...

A veces no es bueno negarse quien es, ese no soy, queremos negar lo que simplente nos duele o nos hacen debiles de nuestro mundo que no es de nadie...

pero es un buen cuento que me hace reflexionar mas aun...
Bueno cuento.
bye

Asesino_De_Leyendas dijo...

Apolo: así es, recientemente una escritora (Giovanna Rivero) me dijo: la negación es una forma de escribir, una variante de la literatura, mi duda es el "no ser" más que el "ser". Cuestión de gustos digo

Un abrazo brother

Lucybel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Lucybel dijo...

Extrañamente mi querido asesino, Alicia (la del país de las maravillas) llega a un punto en el que se cuestiona seriamente su existencia:

- Quien eres tu? le pregunta la Oruga
Y ella responde:
- Cambié tanto en tan poco tiempo que en realidad ya no se quien soy y olvidé todo lo que me enseñaron.

Es un cuento para niños, sin embargo y dado los cambios bruscos y repentinos que tuve en los últimos 5 años yo HOY me pregunto quien seré: No soy la Lu toda inocencia... aunque a veces esta sale y domina mi existencia. Tampoco soy la Lu intransigente... pero justo hoy esa LU salió y me arruinó el día.

Soy yo, verdad?, sólo soy yo que camaleonicamente crezco y me envanezco y me achico y quiero morir muchas veces en el día, montón de veces en la semana... y que a veces en realidad NO ES. Entiendase bien, no es que NO SOY NADA o algo asi, si no que simplemente NO SOY, es esa sensación de ligereza, de transparencia, que en mucho es linda y en MUCHO es aterradora.

No se si por ahi va tu cuento pero es una belleza, me gustó muchísimo Asesino. Haber cuando publico yo uno mio (ups!)

Asesino_De_Leyendas dijo...

Lucy: lo q pasa es q Alicia en el País de las Maravillas, no me late, no he visto la peli ni leído el libro aunque he escuchado por ahi que tiene cierto aire bizarro. Así que debido a mi manifiesta ignorancia no sabría decirte.

Pues si, yo pienso en ese no ser que llevamos dentro, como el libro El Mono Blanco, cuando afirma que existe una genereación inconforme, que reniega de estar donde está y quiere más, pero cuando se le pregunta qué lugar es ese, no sabe. Una inconformidad.

Es hora que publiques tus cuentos, sin lugar a dudas de la forma que escribes, deben ser fenomenales.

Un beso

Yun Rodríguez dijo...

"El mundo ha dejado de ser para mí" qué drástica y aterradora certeza y a la vez qué incertidumbre de una conciencia que no resurge pero tampoco se desvanece. ¡Saludos!